Afterschool, ¿qué considerar antes de elegir uno?

La idea de elegir un programa de afterschool para nuestros hijos, puede llegar a hacernos dudar por el temor que tenemos de saturar con actividades a los niños y generarles estrés.

Sin embargo, sí podemos lograr que la experiencia signifique realmente un complemento a su educación formal o curricular, todo depende de los elementos que tomemos en cuenta a la hora de elegirlos.

Afterschool SEDI

Considera que cuando el programa de afterschool es integral, permite a los niños ir descubriendo sus inclinaciones a través de actividades enfocadas al arte, al deporte, a las ciencias, entre otras disciplinas tecnológicas, como la robótica.

Además, es una forma de seguir trabajando en áreas de su disciplina personal (hábitos de alimentación e higiene) que generalmente no se abordan suficientemente en la casa o en la escuela.

Les compartimos una serie de recomendaciones que nos servirán como guía para elegir un modelo que contribuya a su sano y pleno desarrollo:

  1. Uno de los primeros puntos a evaluar es que las instalaciones sean adecuadas y cuenten con espacios acondicionados para que los niños realicen sus actividades de manera óptima y sin correr ningún tipo de riesgo. Recuerda que el lugar debe promover el aprendizaje de los niños, así como actividades físicas y lúdicas que fomenten su desarrollo, pero poniendo su seguridad como prioridad.
  2. La seguridad emocional de los niños es tan importante como su seguridad física, de ahí que es fundamental que el personal sea sensible, confiable y capacitado en esta área. Por último, en referencia a la seguridad es importante que se cuenten con procedimientos que controlen de manera muy eficiente el acceso de personas al lugar y la entrega de niños.
  3. Verificar que el programa de afterschool esté respaldado por un modelo educativo. Es importante que tenga un enfoque integral es decir, que exista un equilibrio entre las actividades lúdicas, pedagógicas, deportivas, artísticas e incluso las que tienen que ver con desarrollo social y emocional.
  4. Considera que el juego y la convivencia con otros niños fomentan y modelan la imaginación y las habilidades socioemocionales de tu hijo. De esta manera, los niños tienen la oportunidad de aprenderlas y ponerlas en práctica a través del juego, con la supervisión e intervención adecuada y oportuna de personal capacitado.
  5. Busca un centro educativo que ofrezca una amplia variedad de actividades para que tenga la posibilidad de realizar tanto actividades que disfruta así como complementar con algunas que necesite para trabajar en sus áreas de oportunidad. De esta forma, un niño con inclinaciones artísticas, también puede practicar algún deporte o por el contrario un niño que es muy activo, puede encontrar algo que incentive su creatividad y atención.
  6. Es muy importante verificar la experiencia del lugar y la capacitación del personal. Es fundamental que el lugar esté dirigido por personas comprometidas y preparadas, por un lado, para coordinar a los niños en las actividades y por el otro, que estén capacitadas para actuar de forma oportuna y eficiente ante cualquier emergencia.
Afterschool SEDI

Patricia De la Fuente (paty)

Directora General y fundadora de SEDI. Paty es especialista en educación y desarrollo infantil con más de 40 años de experiencia. Pionera en la implementación de centros de desarrollo infantil en el país, convencida de brindar una educación oportuna e integral a los niños en la primera infancia.

Ver todos los posts de: Patricia De la Fuente